Dogo alemán

Origen:

El Dogo Alemán desciende de una parte de los Alanos, unos perros grandes introducidos en Europa por los alanos, un pueblo iraní expulsado por los hunos que se instaló en nuestro continente. En Alemania, los alanos cruzaron el bullenbeiser, un mastín bastante tosco, con el galgo, lo que permitió crear el Dogo Alemán.

Aunque el Dogo Alemán fue, en sus orígenes, criado como perro de caza y de pelea, era principalmente tenido como un objeto de valor excepcional para las clases gobernantes europeas. La raza era apreciada por su espectacular conformación, su fuerza, su valentía y su resistencia. Actualmente, conserva muchas de estas características. Otras fuentes indican que el Dogo Alemán podría haber derivado de un perro de tipo mastín presente en Inglaterra durante el siglo XVI. Los griegos, los romanos y los persas también tenían ejemplares de estos perros de tipo mastín. Al igual que sucede con muchas otras razas, el origen del Dogo Alemán no está totalmente claro. No existe una documentación formal que pueda especificar de forma definitiva sus orígenes y su desarrollo.

dogo aleman2

Personalidad:

El majestuoso atractivo del Dogo Alemán es reconocido en todo el mundo. La mayoría de las personas conoce a esta raza y tiene un familiar o amigo que ha sido propietario de un ejemplar. Al público le encanta el enorme tamaño de esta raza y su porte regio. Por alguna razón, la raza parece tener un encanto instantáneo para las personas. Una vez haya visto de cerca su magnífica talla y su hermosura, la visión de un Dogo Alemán resulta algo muy impresionante y memorable.

Si bien la respuesta del perro de raza gran danés al entrenamiento de obediencia no es de las mejores, suele ser suficiente para lograr un buen manejo del animal. Desde ya los exponentes de la raza gran danés son vigorosos pero por suerte también tranquilos y no fácilmente excitables ni ladradores. Esta característica del comportamiento de la raza de perro gran danés facilita su adaptación a la vida en espacios reducidos, siempre y cuando se le brinde la posibilidad cotidiana de realizar ejercicio. Sin embargo, no hay que dejar de tener en cuenta que un pequeño movimiento de un perro de raza gran danés puede parecer un terremoto. Por esta misma razón resultará imprescindible que toda persona que adopte un perro de raza gran danés lo eduque correcta y responsablemente debido a que no es un animal que se pueda controlar con facilidad usando la fuerza física.

Comportamiento:

A pesar de sus facciones serias, el Dogo Alemán es dulce, discreto, prudente e inteligente. Esta raza se muestra desconfiada con los extraños y es capaz de hacer lo que sea por tal de defender a su dueño. Suele ser más cariñoso con los niños que con los demás. Este perro aprende rápido y son necesarias paciencia, dulzura y firmeza.

dogo aleman3

Aspecto:

El Dogo Alemán es musculoso y elegante. Tiene un cuello largo, arqueado y sin papada. Las orejas son triangulares plegadas hacia adelante, aunque en algunos países se cortan. La cola es larga y se estrecha hacia la punta. De pelaje muy corto, apretado y lustroso, puede ser de colores muy variados: atigrado, leonado, azul o arlequinado.

Salud:

Como en todos los perros de tamaño grande, el Dogo Alemán también puede verse afectado por la torsión de estómago.

dogo aleman