Roedores

Los roedores (Rodentia) son un orden de mamíferos placentarios con aproximadamente 2280 especies actuales; es el orden más numeroso de mamíferos. Pueden hallarse en gran número en todos los continentes salvo la Antártida. Los roedores más comunes son los ratones, ratas, ardillas, tamias, puercoespines, castores, hámsteres, jerbos y conejillos de indias. Son omnívoros, algunas especies son herbívoras y comen hierbas, partes de arboles, etc. Otras son granívoras y se alimentan de grano. Ciertas especies tienen una dieta muy especializada y comen únicamente hongos o ciertos invertebrados. Los roedores tienen incisivos afilados que usan para roer la madera, perforar la comida y morder a los depredadores. El numero de dientes de los roedores no supera los 22.

familia-de-conejos-1280x1024-183

Tienen un cuerpo rechoncho y las patas cortas.  Tienen la cola larga, aunque hay excepciones, como el hámster. Para distinguir a la especie de roedor, nos fijaremos en el tamaño, la forma del cuerpo, el color del pelaje, así como con la relación entre la cabeza y el cuerpo y entre la cabeza y la cola. También nos podemos fijar con el tamaño de sus orejas, de las patas posteriores y con la forma del hocico. Existe una gran variedad en cuanto al tamaño dentro de una misma especie, así como su pelaje, por lo que estas características por si solas no son útiles en la tarea de identificación.

Los roedores son normalmente de pequeño tamaño, aunque encontramos a animales tan grandes como el castor, con sus 75 cm de longitud o el capibara, con 1 m de longitud. El roedor más pequeño del mundo es el ratón pigmeo, con sus 4 cm de longitud. Algunos roedores como los hámsters, tienen bolsas en las mejillas, llamadas abazones, para transportar la comida.

Se dice que los roedores son animales digitígrados, es decir, que caminan apoyando únicamente los dedos de las patas. Poseen 4 o 5 dedos en las patas anteriores y entre 3 y 5 dedos en las patas posteriores .

Muchos se alimentan de semillas o plantas, aunque algunos tienen dietas más variadas. Algunas especies han sido consideradas históricamente como plagas, comiendo semillas almacenadas o esparciendo enfermedades. Muy pocos son los roedores que se han extendido como especies hemerófilas o animales de compañía, pero son los que dan la imagen del grupo en general. Por otra parte, numerosas especies apenas han sido investigadas y tienen una difusión muy reducida.

conejitos-plomos-1280x1024-177

Anuncios